acreditación

El curso, dictado por el Prof. Mg. Juan Coss, le permitirá a los especialistas identificar aspectos del marco regulatorio que rige la garantía de calidad en salud; manejar conceptos fundamentales que regulan el proceso de mejoramiento continuo, de acuerdo a la normativa actual en relación a prestadores de atención abierta y detectar áreas deficientes en las que pueda contribuir al cambio organizacional y mejoramiento de la calidad asistencial.

Desde 2014, el D.F.L. Nº 1/2005 del Ministerio de Salud estableció obliga por ley a que todos los prestadores institucionales que entreguen prestaciones GES (80 problemas de salud), público o privado, deben estar acreditados garantizando la calidad en atención del servicio de salud. De acuerdo a las estadísticas que entrega la Superintendencia de Salud hasta junio de este año, la mayoría de los prestadores acreditados actualmente, son de la atención cerrada. 

En el marco de un proyecto de vinculación con el Departamento de Salud de la Municipalidad de Conchalí, el Prof. Mg. Juan Coss realizó un breve curso de gestión de calidad y acreditación en salud a 33 funcionarios, todos profesionales médicos, pertenecientes los CESFAM:  Juanita Aguirre, Lucas Sierra, Symon Ojeda, Alberto Bachellet y algunos Centros comunitarios de salud familiar pertenecientes a estos CESFAM, campos clínicos para práctica de Atención Primera de Salud de alumnos de cuarto y quinto año.

El académico señaló que la importancia de este tipo de cursos recae en que la gestión de calidad y acreditación en salud, representa una herramienta fundamental para mejorar la calidad de la atención en nuestro sistema de salud. “Forma parte de un paquete de leyes que, garantizan la calidad de la atención que reciben los usuarios del sistema de salud, ya sea público o privado. En virtud de esto, nuestra escuela ha asumido de manera concreta el rol de vinculación y contribución en la construcción del conocimiento que le compete con la sociedad, y en este caso, con un servicio público de salud”. 

El curso de capacitación le entregará a los participantes herramientas con las cuales serán capaces de manejar conceptos fundamentales de gestión de calidad y herramientas metodológicas básicas del proceso Nacional de Acreditación de Calidad en Salud, de manera de contribuir al proceso de acreditación de la institución de salud a la cual pertenecen.

 
 
Autor: 
eli.tiraferri
Próximo a recibir a los pares evaluadores, el Jefe de Carrera de Pedagogía en Educación Física el profesor Andrés Moreno, se refiere al proceso de autoevaluación que ha vivido los últimos meses, conducente a una nueva acreditación.

La Acreditación es el mecanismo con el cual el Estado otorga una certificación pública sobre la calidad de la educación que imparten las Instituciones de Educación Superior (Ley 20.129). Esta puede darse en dos niveles: el institucional y pregrado. En esta última modalidad, se establece que las carreras de Medicina, Odontología y las Pedagogías tienen que obligatoriamente acreditarse. De lo contrario, quienes egresen no podrán desempeñarse en el sistema público de salud y educación.

El proceso de acreditación de carreras y programas, certifica la calidad en función de sus propósitos declarados y de los criterios establecidos por las respectivas comunidades académicas y profesionales en un proceso de autoevaluación, el cual está definido por la Comisión Nacional de Acreditación (CNA), que evalúa aspectos curriculares, condiciones de operación y de autorregulación, esta última incluye la evolución de indicadores, avances en relación al proceso de acreditación anterior, capacidad de diagnóstico y mejoramiento continuo de la carrera.

El académico Andrés Moreno, Jefe de Carrera de Pedagogía en Educación Física, ha sido el encargado de guiar este nuevo proceso de autoevaluación.

¿Cuántas veces se ha acreditado la carrera de Pedagogía en Educación Física?

Estamos en un nuevo proceso de acreditación, el cual corresponde a una tercera versión. 

La primera vez que nos acreditamos fue el 2010, donde obtuvimos 3 años. Todas las observaciones que nos hicieron ese año, un gran porcentaje de ellas se resolvió.

Progresivamente nos propusimos ir mejorando, en cosas como por ejemplo los puntajes de ingreso. Hoy podemos decir que estamos en el primer lugar de las carreras de pedagogía en educación física del país, con 750.70 puntos el primer ingresado. No se trata de un estudiante, sino que de un grupo que está por sobre los 717 y que deciden entrar a estudiar Pedagogía en Educación Física. Algo inédito en carreras de esta naturaleza. Nuestro puntaje de corte estuvo en los 636.3, que también es muy alto respecto de los puntajes obtenidos en el resto de las carreras de Educación Física, que son 32 a lo largo de Chile. 

¿Por cuántos años se acreditaron la última vez?

En el año 2012, logramos acreditar la carrera por 5 años, los cuales concluyen a fines de 2018.

Actualmente, ¿en qué etapa se encuentran del proceso de acreditación?

 En estos momentos logramos entregar a la Dirección de Calidad y Acreditación (DCA) el Informe de Autoevaluación, visado por la Prorrectoría y subida a la página de la Comisión Nacional de Acreditación (CNA) a fines de mayo, cumpliendo los plazos establecidos. Ya nos llegó la nómina de los pares acreditadores, la cual aceptamos, y la fecha de visita de los pares que es a fines de agosto.

¿Cuáles son las expectativas que tiene de este nuevo proceso?

Las expectativas nuestras es que, al menos, se mantengan los cinco años o pensando positivamente, incrementarlos.  El proceso de acreditación actual, es mucho más riguroso dado que está a cargo de la Comisión Nacional de Acreditación.(CNA). Sin embargo, cumplimos con todo, es un buen documento y eso nos deja tranquilos.

¿Cómo fue el trabajo con los egresados de Pedagogía en Educación Física en el proceso de autoevaluación?

Acudieron a nuestro llamado, así como también los empleadores, con una cantidad que sobrepasó lo exigido por la comisión.

En general, lo que opinan va de la mano con la huella que queremos dejar. Que la formación que reciben nuestros(as) estudiantes(as) es de buena calidad, lo que se refleja en la empleabilidad que tienen nuestros jóvenes, quienes muchas veces no alcanzan a egresar de la Universidad y ya tienen ofertas laborales. Por lo tanto, habla muy bien desde el punto de vista de la formación que se entrega, lo que es comprendido por  los empleadores.

¿Cuáles han sido los avances más notorios que ha tenido la carrera en este proceso de acreditación?

Hemos posicionado a esta Pedagogía, tradicionalmente concebida como una carrera sin un mayor valor social, en una carrera de prestigio orientada a promover hábitos y calidad de vida saludable, y de gran influencia social, por la vinculación que se tiene con el medio.

Nosotros no solo respondemos a las políticas emanadas del  Ministerio de Educación, sino también a las direccionadas por el Ministerio de Salud, Ministerio del Deporte y Ministerio del Medio Ambiente,  y en general a las campañas surgidas de otros organismos del Estado, como Municipios. Asimismo, nos alineamos a los desafíos que demanda la sociedad la inclusión e integración, a través del fomento de la calidad de vida de la población, la promoción de la actividad física y la prevención de enfermedades crónicas no transmisibles.

En investigación, tenemos una gran cantidad de profesionales que, actualmente, generan el 10% de las investigaciones a nivel institucional y el primero en la Facultad de Ciencias Médicas.  Son logros que nos llenan de orgullo.

Prácticamente un 100% de nuestros(as) egresados(as) está trabajando. En el caso de nuestros estudiantes, los niveles de deserción son bajos, y el grado de satisfacción es bueno. 

¿Qué desafíos han asumido como carrera al estar inserta dentro de una Facultad de Ciencias Médicas? 

Estar adscrito a la Facultad es un valor agregado para nuestra carrera, pues es la única a nivel nacional que está dentro de una Facultad de Ciencias Médicas. Esto se condice con la malla curricular que tenemos. De hecho, los resultados de la Prueba de Evaluación Nacional Diagnóstica, apunta a que los resultados en el área de las ciencias biológicas y la salud, son muy buenos de parte de nuestros alumnos.  Nuestra debilidad está en la parte pedagógica porque tenemos una malla común con otras dos carreras de nuestra Escuela, que las tensiona. 

Para subsanar este inconveniente, se ha procedido a un Rediseño Curricular, el cual está en su etapa final, con lo cual entramos a corregir esta debilidad. En vez de que las asignaturas pedagógicas actuales estén ubicadas en cuarto y quinto año, ahora estarán durante toda la trayectoria formativa.  Se espera que la oferta de admisión para el año 2019, considere este nuevo Plan de Estudio y su respectiva Malla Curricular.

¿Cómo se gestó el rediseño curricular de la malla?

El 2015 nos auto-convocamos para desarrollar de manera voluntaria, una evaluación interna al plan de estudio. Actualmente, ya se dispone de nuestro Perfil de Egreso y de las líneas formativas de aprendizajes, por lo tanto, se tiene previsto que en el mes de septiembre esté concluido este proceso de rediseño curricular.

¿Cuáles son las mejoras sustantivas que se han hecho a la malla?

La formación pedagógica es lo más notorio. Actualmente compartimos un plan común, los tres primeros años de formación, con las carreras de Terapia en Actividad Física y Salud, y de Entrenador Deportivo. Hoy la carrera tiene que responder a los nuevos estándares de calidad de la educación, a las nuevas políticas y procesos de evaluación docente, es por ello que hemos decidido ubicar las asignaturas pedagógicas a lo largo de toda la trayectoria formativa.

En este sentido, se mantienen las Prácticas Iniciales tempranas con experiencias en Jardín Infantil a partir del segundo año de la carrera, Escuelas Deportivas, Práctica en Actividad con Sobrecarga, Práctica extra-escolar, y la Práctica Profesional en quinto año. Es decir, tenemos siete semestres de prácticas, esperando que todas las asignaturas tributen en cada una de las prácticas, que haya una correlación entre la teoría y el ejercicio.

Nos hemos propuesto reforzar e incentivar la investigación en nuestros alumnos, por lo que ahora la asignatura de Metodología de la Investigación se ofrecerá a partir del 2do año, lo que además le otorga sustento académico al Grado de Licenciado en Ciencias de la Actividad Física que se otorga en 4to año de la carrera. 

Para reforzar las áreas pedagógicas y de metodología de la investigación, se contempla incorporar dos actividades transversales en el curso del desarrollo de la malla curricular.  Estas son:  Reflexión de la Práctica Docente y Reflexión del desarrollo de la Investigación.

Además, como política de nuestra Universidad para todas las Pedagogías, se ha incorporado un profesional media jornada en el rol de Vinculación con la Escuela. También está en vías de incorporarse un Coordinador de Asignaturas, como ocurre en otras Facultades, quien le hará seguimiento a todas las asignaturas para garantizar que éstas sean desarrolladas integralmente.

Son compromisos de gran envergadura que vamos a cumplir. Está la decisión y la determinación para ello.

¿Cuál es el sello de la carrera de Pedagogía en Educación Física?

Tenemos un perfil de egreso moderno e integral. No competimos con nadie más que con nosotros mismos, pues nuestro compromiso está con nuestra Universidad, con nuestros estudiantes, sus familias  y con nuestra formación. 

 
 
Autor: 
eli.tiraferri
La Agencia Acreditadora de Chile A&C S.A. resolvió acreditar a la carrera de Medicina de la Universidad de Santiago por un plazo de cinco años, que culminará el 18 de diciembre de 2019.

Este 18 de diciembre la comunidad que integra la Escuela de Medicina de nuestra Casa de Estudios recibió una noticia trascendental. La Agencia Acreditadora de Chile, A&C, resolvió certificar hasta diciembre de 2019 la Carrera de Medicina, dependiente de la Facultad de Ciencias Médicas. Tras recibir la información oficial, el director de la Escuela, Dr. Pedro Aguilar, valoró la acreditación por los próximos cinco años y sostuvo que este logro “es producto de la participación de todas y todos los integrantes de la Escuela y ratifica un trabajo serio, realizado en las áreas de docencia, investigación, gestión y vinculación con el medio, sin descuidar ni un solo ámbito”.

“Esta noticia fue motivo de mucha alegría y satisfacción para nuestra Escuela en su conjunto pues creemos que da cuenta de un esfuerzo realizado sin pensar en la acreditación en particular sino que teniendo como objetivo más amplio el futuro de esta unidad”, aseveró el académico.En materia de docencia, uno de los recientes hitos destacados por el director es la renovación de la malla curricular que hoy, a su juicio, “refleja mejor el compromiso de esta Escuela con las necesidades del país, a través de su misión y visión”.

Asimismo, en el ámbito de gestión, el académico puso de relieve, entre otros avances, la implementación de un Reglamento de Escuela y orgánicas como el Consejo de Escuela triestamental, mientras, en torno al área de investigación, “se generaron políticas para favorecer la sistematización de información y se desarrollaron seminarios periódicos, abiertos a la comunidad, así como las jornadas de investigadores”. En relación a la vinculación con el medio, el director de la Escuela mencionó la creación de la Unidad de Comunicaciones de la Escuela de Medicina, a cargo de la periodista Claudia Droguett. Además, en 2013, se creó una Unidad de apoyo al estudiante, encabezada por la profesora Valeria Ibáñez.

“Estos positivos resultados nos demuestran que es posible hacer Escuela con la participación de todos. No pasa nada malo si todos ponemos de nuestra parte y participamos”, sostuvo Aguilar.“El mensaje a los distintos estamentos es a seguir estableciendo relaciones de colaboración y respeto mutuo, con la confianza de que la Escuela puede tener un mejor presente y futuro”, agregó el académico.“Mi llamado, finalmente, es a mantener nuestro espíritu inclusivo, de participación triestamental y de no hacer las cosas solo por la acreditación sino porque la Escuela merece ser mejor. Deseo que los estudiantes de medicina alcancen los mejores niveles de aprendizaje en el ambiente más amigable posible y estoy seguro que con el nuevo director, el profesor Mauricio Osorio, y su equipo directivo, se continuará ese esfuerzo”, concluyó el director de la Escuela de Medicina, Dr. Pedro Aguilar.

“Profundizaremos el camino trazado”

También el 18 de diciembre, mismo día en que se dio a conocer la acreditación de la unidad académica, en toda la Facultad de Ciencias Médicas se llevaron a cabo las elecciones de autoridades, instancia democrática en la que el doctor Mauricio Osorio fue electo como nuevo director de la Escuela de Medicina. El académico, ex director del Servicio de Salud Metropolitano Norte, quien asumirá el nuevo cargo en marzo de 2015, sostuvo que, durante su gestión, buscará seguir avanzando en los todos los ámbitos del quehacer institucional, “donde claramente ha habido una mejoría, reflejada en este informe de acreditación por cinco años”.

“Primero uno debe destacar que se ha hecho un trabajo serio y responsable en esta Escuela. En ese sentido, mi compromiso, hoy, es seguir avanzando por esta vía, profundizando el camino trazado, con voluntad de trabajo, con transparencia y manteniendo las puertas abiertas ante todos quienes quieran colaborar por hacer de ésta, la mejor Escuela de Medicina de Chile”, afirmó, finalmente, el director electo, Dr. Mauricio Osorio.

Autor: 
claudia.droguett
Subscribe to RSS - acreditación