Mark Ware: “El Cannabis hace 20 años atrás nunca habría sido siquiera considerado como tratamiento, pero la evidencia ahora la apoya”

Mark Ware, es médico de familia y profesor asociado de medicina familiar y anestesia en la Universidad McGill, codirector de la Red de Investigación del Dolor de Quebec y Director Ejecutivo del Consorcio Canadiense sin fines de lucro para la Investigación de Cannabinoides. Actualmente es el director médico de Canopy Growth y responsable del avance de la investigación de Spectrum Cannabis, la marca mundial de cannabis medicinal que inició actividades a en Chile a finales de agosto.

El Salón de Honor de la Casa Central de la U. de Santiago, reunió el pasado 30 de agosto adherentes y expertos nacionales, como Fundación Daya, sobre el uso medicinal de la marihuana. La charla dictada por el especialista en el uso de medicina del cannabis, comenzó con una simple afirmación "los humanos han usado la marihuana, como hierba, para propósitos medicinales por cientos de años. Existen registros y evidencia al respecto". 

Prueba de ello, relata el experto, es que entre los siglos XIX y XX esta planta fuera un ingrediente común de los medicamentos de la época, razón por la cual le fue prescrito a la Reina Victoria para aliviar cólicos menstruales.

Pese a la existencia de registros históricos que respaldan su uso, el especialista aclara que aún existen un sin número de preguntas al hablar de uso medicinal de la marihuana sin responder ¿cómo cultivarla?, ¿cómo hacer medicina de ella? o la legalización y control de la misma. Sin embargo, enfatizó, antes de todo, que es necesario reconocer que cuando hablamos de canabbis no se refiere a una sustancia, sino al nombre de una planta con cientos de ingredientes activos.

La Planta

"Lo primero que debemos reconocer de la canabbis es que los ingredientes activos, o que son más interesantes para propósitos terapéuticos, se encuentran la superficie de las flores, que al momento de florecer segrega pequeñas gotas de aceite que contiene los principales ingredientes", explicó el experto, quien agrega que es en ese lugar donde se encuentran los Tricomas de Canabbis. 

Al respecto, el Director médico Canopy Growth, señaló que las pequeñas esferas que se forman en la superficie de la flor contienen los cientos de compuestos que le dan el aroma característico a la marihuana. "No es el THC o el CBD lo que olemos. Este aroma puede ser comparado al buqué del vino, no es el olor a alcohol lo aspiramos, ese olor es igual en un vino de 5 o de 20 años. Lo que cambia, es la estructura de los otros componentes, los elementos florales que le dan al vino su sabor, es por esto que algunos prefieren un tipo de cannabis por sobre otras”, relató el especialista, quien agrega que en este caso “es muy probable que los niveles de THC sean los mismos, pero hay una diferencia en los de Terpenos, lo que le da otra cualidad. Sin embargo, lo que no sabemos es si esas diferencias en los niveles de No Cannabinoides influyen en la potencia terapéutica.”

Dos principales compuestos activos

Los estudios relacionados a la marihuana se enfocan mayoritariamente en dos compuestos psicoactivos, el Delta-9-tetrahidrocannabinol (THC) y el Cannabidiol.

Es en los Tricomas, explicó el Dr. Ware, que se encuentran los componentes utilizados de la marihuana, tanto para uso medicinal como para uso recreativo. El experto aclaró que existen dos tipos de marihuana, la Cannabis Sativa y la Cannabis Indica. Sin embargo, la mayoría de las variedades son híbridas, mezclas entre ambos tipos en que los más de 500 componentes se reparte en diferentes proporciones, modificando su efecto. Entre los identificados se encuentran los No Cannabinoides como los Terpenos y Flavonoides, y por la otra los Fitocannabinoides. De este último, se han identificado más de 120 activos, clasificados en Psicoactivos, como el Tetrahidrocannabinol (THC y el Cannabinol); los Psicoactivos no eufóricos, como el Cannabidiol (CBD), y más de 60 otros compuestas aún por determinar.

El THC ha sido extraído y estudiado por médicos por más de veinte años, y ha sido utilizado en varias partes del mundo para tratar el dolor, espasmos, náuseas o la pérdida de apetito. Por su parte el Cannabidiol (CBD), ha atraído el interés científico en los últimos años, tiene efectos anti-inflamatorios, anti-convulsivos y reduce los niveles de ansiedad. "Pensabamos que este componente (CBD) era útil y nos centramos en buscar evidencia para propósitos diferentes del THC, pero lo que hace que esto sea extremadamente interesante y todo un desafío, es que el uso de cannabis medicinal es por una combinación de estas dos sustancias". 

Sistema Endocannabinoide

Para muchos es desconocido que, repartidos en el cuerpo humano, se encuentra un complejo sistema receptores de cannabinoides, únicos para estos componentes. La mayor concentración se encuentra en el sistema nervioso central, sin embargo, también están presentes en el sistema nervioso periférico, órganos periféricos, y una menor concentración en el centro respiratorio del tallo cerebral. "Estos receptores de cannabinoides, tienen protagonismo en nuestra vida diaria controlando nuestra memoria, movimientos, apetito, el dolor o nuestro control de la temperatura. Todo esto está regulado por este sistema endógeno de receptores, pero ¿por qué tenemos cientos de receptores en nuestro cerebro y en el cuerpo? Dios no nos dio estos receptores para que pudiéramos disfrutar el cannabis o quizás sí". 

Cabe rescatar, que los endocannabinoides aumentan y son utilizados por el cuerpo humano de otras formas, por ejemplo al realizar running, ciclismo, yoga o cuando reciben un masaje. Por ello, el especialista explicó que "cuando viene un paciente a mi consulta y me pide utilizar cannabis, lo primero que le digo es que comience por hacer ejercicio, activando primero su Sistema Cannabinoide".

Evidencia

Ware aclaró que gran parte su trabajo está enfocado al manejo del dolor, con pacientes con severos problemas y que usualmente no responden a los tratamientos convencionales. "Ellos no solo tienen dolor, sino que sufren por la falta de sueño, la ansiedad, la depresión, la pérdida de sus familias, su dinero o su trabajo, y se acercan buscando desesperados por una nueva terapia. En algunos casos, personas mayores han venido a mi consulta diciendo que su hijo o un amigo les ofreció cannabis y sus dolores disminuyeron, y me preguntan ¿me puede recetar? o ¿cree que debería intentar con el cannabis?". 

Al respecto, el especialista exhibió el documento de la Federación Europea del Dolor (Eurpoean Pain Federetion, EFIC) quienes recientemente revisaron toda la literatura asociada al uso medicinal de cannabis en el manejo del dolor. "Ellos concluyeron que lo más importante es que la medicina basada en cannabis, puede ser considerada como una tercera línea de tratamiento para el Dolor Neuropático Crónico". Aunque su uso quede postergada al tercer lugar, Ware es optimista al respecto pues hace veinte años atrás nunca habría sido siquiera considerada, pero la evidencia ahora la apoya.

El dolor neurótico es encontrado en lesión de la médula espinal, esclerosis múltiple, algunos accidentes cerebrovasculares, además de la diabetes y otras condiciones metabólicas, las causas comunes de neuropatías periféricas dolorosas son el herpes zoster, entre otras. En países como Canadá o Reino Unido, fue la presión de organizaciones de pacientes quienes lograron aprobar el desarrollo de medicina en base a cannabis, "este movimiento de legalización no vino desde las farmacéuticas, sino de pacientes que sufrían con enfermedades como la Esclerosis Múltiple. quienes descubrieron por cuenta propia que la marihuana les servía, y fueron al gobierno, a la corte y a todos los procesos que pudieron para tener acceso al cannabis". 

En la actualidad, el cannabis medicinal es ocupada para manejar trastornos de ansiedad, trastornos de ansiedad social, esclerosis múltiple y epilepsia. "He escuchado historias de personas ocupando la marihuana por cientos de razones diferentes y no descarto ninguna de ellas porque pienso que puede haber algo en ello. Cómo sociedad, debemos escuchar estas historias y buscar explicaciones utilizando los mejores métodos de investigación que tenemos".

 
Autor: 
eli.tiraferri